Tipos de sillones relax y cómo decorar con ellos

¿Qué amante de la decoración, el diseño de interiores y los muebles no ha soñado con tener en su casa un rincón especial con un sillón relax en el que acomodarse y descansar leyendo un buen libro, con una taza de café o mirando por la ventana? Son muchos los amantes de los sillones relax, que te convencerán de las ventajas de tener uno en tu sala de estar: reposar una comida, estirar las piernas, echar una pequeña siesta, estar de tertulia con los amigos…

Sin embargo, para muchos, contar con un sillón relax en su salón es un pequeño lujo que no se pueden dar por falta de espacio. Ya que, por sus características, los sillones relax suelen ser un tanto voluminosos, a pesar de no ser estos sillones “mastodónticos” que se solían encontrar en las casas de nuestras abuelas, y que ahora los hagan cargados de estilo y modernidad.

Intagram: @mcgeeandco





Las modas y las tendencias en decoración han evolucionado tanto, que muchos hemos distorsionado lo que es verdaderamente un sillón relax, de un simple sillón, una butaca o una simple silla. No obstante, un sillón relax cuenta con un sistema que reclina el respaldo hacia atrás, levantando las piernas del aquel que tiene la suerte de estar sentado en él. Partiendo de esta base esencial, podemos distinguir varios tipos de sillones relax.

Tipo de sillones relax

Sillones relax reclinables, con apertura manual

Estos son los que estamos más acostumbrados a ver. Están compuestos por un respaldo reclinable y un faldón, que despliega y en el que apoyamos las piernas. Para abrirlos y reclinarlos, basta con un pequeño empujón de nuestra espalda hacia atrás, mientras apoyamos los brazos. De esta forma, podemos recostarnos en él para disfrutar de una estupenda siesta. Para volver a la posición inicial, debemos repetir la misma operación en el sentido inverso.

Fuente: Pinterest

Sillones relax reclinables, con apertura motorizada

Estos son, aún, más cómodos que los anteriores ya que no tienes que hacer ningún tipo de esfuerzo para desplegarlo. Basta con que uses el botón que tiene en uno de los laterales para que el sillón se extienda hacia atrás, elevando el reposapiés, de forma automática mientras nuestro cuerpo de adapta a la nueva forma del sillón. Para volverlo a la forma original, basta con pulsar nuevamente el botón.

Fuente: Pinterest

Sillones relax levantapersonas

Estos son una variedad de sillones motorizados, que incluyen la posibilidad de incorporarse hacia delante para poder levantase sin problemas, de forma suave. Este tipo de sillones son muy recomendables para ancianos y personas con movilidad reducida, ya que el sillón consigue colocarse en una posición casi vertical.

Sillones relax con función masaje

Esta es otra de las variedades que podemos encontrar dentro de la opción de sillones con motor. Estos cuenta con una función de vibración, según la zona que elijas: lumbares, cuello, piernas. Además, también los hay con calor lumbar. Todas estas funciones se pueden establecer por medio de un mando.

Sillones relax fijos

Son menos voluminosos que las anteriores opciones y además, son mucho más variados y versátiles en cuanto a diseño. Podemos encontrarlos con respaldo basculante o reclinable, los hay que van acompañados de un reposapiés a juego, fijo o separado.

Fuente: elmueble.com

Cómo elegir un sillón relax para mi salón

Antes de lanzarte a comprar un sillón relax, es importante tener en cuenta una serie de aspectos para elegirlo adecuadamente y no equivocarte en tu elección.  

Ante todo, debes tener en cuenta el espacio que tienes en el salón para establecer el tamaño del mismo. Piensa en el espacio que necesitas para tenerlo tanto abierto como cerrado, y que de ninguna de las formas, choque contra el resto de muebles como la mesa de centro.

Como decíamos antes, en función de sus características se determinará el diseño del sillón. Después deberás fijarte en sus piezas:

Los brazos del sillón relax: los hay de una sola pieza o por separado, también puedes elegirlos rectos o redondeados. Además, hay modelos que deja aire entre las estructura del sillón y el propio brazo.

El respaldo del sillón relax: los encontramos hechos de una sola pieza o en dos, con riñonera, que son mucho más recomendables para recoger la zona lumbar, aunque estéticamente no a todo el mundo gustan.

Intagram: @meadowsandbyrne

El reposacabezas del sillón relax: los hay que no cuentan específicamente con esta pieza, mientras que otros lo tienen enmarcado o separado, que se puede regular. También encontramos los sillones orejeros.

La base del sillón relax: la mayoría de las bases se los sillones relax, llegan casi al suelo y suelen tener las patas semiocultas o que casi ni se ven. Aunque también podemos encontrar opciones en las que la base del sillón queda más arriba y deja ver las patas. Incluso los hay con las patas en cruz o en forma circular.

Por último, está el tema de los materiales y el color de los sillones relax, que podemos encontrarlo en infinitas combinaciones y gamas de colores. En cuanto al tapizado del sillón relax, pasa lo mismo que con los sofás, podemos encontrarlos en piel, terciopelo, algodón, tejido técnico antimanchas o antiagua…

Sea cual sea tu elección, en nuestra tienda online podrás encontrar los mejores sillones relax al mejor precio. Sólo tienes que hacer clic aquí.

Cómo decorar con sillones relax

Una vez tengas tu sillón relax en casa llega el momento de unirlo a la decoración que ya tienes en tu sala de estar, necesitas que entre en sintonía con el resto de tus muebles. Para ello, puedes poner en práctica una serie de recursos y trucos, que son muy efectivos.

Lo primero es conocer las características de nuestro sillón relax: tamaño, estilo, color, textura… de esta forma nos aseguraremos de que el nuevo sillón estará en sintonía con el resto de muebles del salón. Después llega el momento de complementarlo. Podemos hacerlo añadiendo un cojín, una manta…

Para elegir el cojín o cojines para nuestro sillón relax, debemos fijarnos en los tamaños, de la misma forma que para los sofás existen reglas en cuanto a tamaños y cantidades, con los sillones el caso es similar. En el sillón, únicamente se sentará una persona, por lo que, colocaremos un solo cojín de un tamaño pequeño, que no desentone con el tamaño del propio sillón. También es importante fijarnos en las texturas del sillón y el cojín para que combinen entre ellas, al igual que con los estampados y colores. En el caso de las mantas, los requisitos son los mismas.

Fuente: elmueble.com

Establecidos estos aspectos, llega el turno de saber dónde ubicar nuestro nuevo sillón relax. Si tu salón es espacioso, obviamente las posibilidades serán mayores, que en el caso contrario. Una buena ubicación es junto a una ventana. De esta forma, podrás crear un bonito rincón de relajación en el que disfrutar de los rayos del sol mientras lees un buen libro.

Fuente: elmueble.com

Otra opción es colocarlo junto a una librería, y crear un bonito rincón de lectura. Por último, podemos recurrir a la combinación de sillones y sofás en la zona de estar o frente al televisor. Si necesitas ideas para organizar la composición de sillones y sofás, puedes echar un vistazo a este artículo.

Back to Top